Publicidad
REVISTA DIGITAL

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad
Publicidad

6 posturas de yoga para llenarte de energía al despertar

¡Súper fáciles!
vie 15 octubre 2021 11:43 AM
6-posturas-yoga-energía-despertar-mañanas-activar-músculos-cuerpo-relajar-respiracion-boost-técnica-rutina-cama-mat.jpg
Yoga

¿Te cuesta muchísimo levantarte de la cama por las mañanas? Te entiendo (soy parte de ese club). Por eso, me dispuse a investigar sobre un método que me diera un boost extra de energía sin la necesidad de recurrir a 8 tasas de café . Se llama yoga matutino y es la técnica ideal para activar tu cuerpo para levantarte de la mejor forma. Te cuento sus beneficios y cómo puedes lograrlo.

Publicidad

¿Qué es el yoga matutino y qué beneficios trae a mi día?

El yoga matutino es el método perfecto para activar los músculos del cuerpo y el sistema nervioso. De esta manera, tu cuerpo se estira y liberas endorfinas para comenzar tu día de mejor humor, relajada y llena de energía. Consta de una rutina de tan solo seis minutos y - lo mejor de todo - la puedes realizar desde la comodidad de tu cama, en tu sillón favorito o en un yoga mat.

ELLE CONSEJO: Recuerda que el yoga es un ejercicio completamente individual en el que el poder la concentración y el manejo de la respiración son súper importantes. Para todas las posiciones, recuerda respirar profunda y constantemente para mantenerte relajada.

Publicidad

1. Postura Fácil (Sukhasana)

Como su nombre lo dice, esta postura es la más fácil de todas. Por eso, es la ideal para comenzar con tu rutina de yoga matutino. Siéntate con la espalda recta y extiende las piernas. Después, dóblalas debajo de tus rodillas y coloca tus manos encima de ellas. Cierra los ojos, respira profundamente y siente como tu columna comienza a estirarse. Mantén esta posición por un minuto, relájate y utiliza este tiempo para meditar sobre lo que te depara el día.

Publicidad

2. Postura de Pinza Sentada (Paschimottanasana)

Una vez que hayas terminado con la primer postura, mantén tu espalda recta y vuelve a extender las piernas. Notarás como los músculos de tus pantorrillas comienzan a estirarse después de estar tensos sobre tus rodillas. Estirándolos lo más que puedas, levanta tus brazos hacia el techo por unos segundos. Después, baja lentamente sobre tu cuerpo hasta tocar los dedos de tus pies o, si se te dificulta llegar, tus tobillos. Mantén la posición por un minuto. Esta posición le da un ligero masaje a tu abdomen para activar la digestión.

3. Postura de Pared con Piernas en Alto (Viparita Karani)

Recuéstate sobre tu espalda y levanta las piernas hacia la pared o la cabecera de tu cama. Relaja tus brazos hacia los lados y abre las palmas de tus manos hacia arriba (de esta manera te estás conectando con la naturaleza y abriendo tu mente). Continúa con tus respiraciones y sostén esta posición por otro minuto. Para este punto de la rutina, tu cuerpo y mente estarán alineados y sentirás muchísima relajación. Si hiciste ejercicio el día de ayer y hoy no puedes con el dolor muscular , esta posición es perfecta para aliviar el dolor y relajar el cuerpo.

4. Postura del niño (Balasana)

Esta postura es la indicada para ayudarte a aliviar los dolores de espalda que, actualmente y con la llegada del home office, son muy - pero muy - comunes. Híncate, con las rodillas muy separadas y baja lentamente sobre tus glúteos hacia los talones. Después, baja sobre tu espalda hasta tocar con las manos la superficie de tu cama o mat. Extiende tus brazos hacia delante y mantén la posición por un minuto. Notarás que tu espalda baja se estira y libera la tensión.

5. Postura de la cobra (‘Bhujangasana)

¡Ya casi acabas! Con esta postura además de estirar los músculos y liberar la tensión del día anterior, podrás desarrollar mucho más tu flexibilidad. Como primer paso, acuéstate sobre tu abdomen con las piernas extendidas. Después, apoyando tu frente en la superficie, mantén las rodillas firmes y los pies en punta. Ubica las palmas de tus manos sobre la superficie, muy bien alineadas con tus hombros, e inhala profundamente. Levanta el tronco hacia arriba y sosténte. Para lograr esta posición perfectamente, recuerda levantar la cabeza hacia el cielo y mantener tu cuerpo muy bien alineado. Sostén esta postura por un minuto y exhala.

6. Postura de la Montaña (Tadasana)

Salte de la cama o párate sobre tu tapete de yoga y estira fuertemente los brazos hacia el techo, como si quisieras tocas las nubes con la punta de tus dedos. Inhala profundo mientras arqueas tu espalda y tus brazos hacia atrás. Exhala y flexiónate hacia delante. Repite esta posición por tres respiraciones más. ¡Listo! Estás más que preparada y despierta para comenzar con tu día.

Tags

Yoga Despertar
Publicidad