Publicidad
REVISTA DIGITAL

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad
Publicidad

Qué es el “burnout” y 6 trucos para sobrellevarlo

Nada es imposible <3
jue 04 noviembre 2021 02:16 PM
burnout-ejercicio-movimiento-mente-mindfulness-cuerpo-dormir-comer-comida-workout-paz mental.jpg
Kaia Gerber

Se traduce como “agotamiento”, pero el burnout es mucho más que eso. Es cuando te sientes físicamente exhausta y hasta quedarte en tu cama implica hacer un esfuerzo; cuando tu cabeza está tan bloqueada que se te olvida cómo escribir, contestar un mail te toma 45 minutos (si es que lo logras) y las acciones más sencillas del mundo, como escoger una nueva serie en Netflix o recoger tu ropa del piso, parecen las tareas más extenuantes. Básicamente es cuando tu cuerpo se rinde ante el cansancio extremo, físico y mental al que lo has llevado por no parar.

Claro que no podemos renunciar a nuestro trabajo e irnos a vivir a Bali el resto de nuestras vidas, pero lo que sí podemos hacer es adoptar ciertos hábitos que nos ayuden a combatir los síntomas y a regresar poco a poco a la normalidad. Así que, ahí les va todo lo que he investigado junto con los mejores consejos, personales y de expertos, para sobrellevar el desgaste físico y mental.

Publicidad

1. Duerme, duerme, duerme

En su libro, ¿Por qué dormimos?, Mathew Walker explica todos los problemas que se derivan de dormir poco, entre ellos predominan la fatiga, la irritabilidad, la falta de concentración y la dificultad para tomar decisiones. Esto puede llegar a tal extremo que provoca problemas como depresión, ansiedad y obesidad. En resumen: dormir es esencial y ayuda significativamente a prevenir y disminuir el burnout, solo tienes que seguir las siguientes reglas:

  1. Duerme mínimo entre siete y nueve horas de forma constante, esto significa que siempre te debes de dormir y despertar a la misma hora (¿sabías que despertarte tarde los fines de semana es el equivalente al jet lag?).
  2. Prepárate para descansar y apaga todas las pantallas treinta minutos antes de dormir.
  3. No tomes alcohol , es un mito que induce el sueño, solo seda el córtex prefrontal; algo que te hace sentir como que duermes bien, pero realmente no descansas.
  4. Corta el café y las bebidas estimulantes ocho horas antes de irte a dormir.

Publicidad

2. Date un descanso (X1000)

Estaría padrísimo que nos dieran unos meses de vacaciones para superar nuestro cansancio, pero no va a pasar, así que tenemos que conformarnos con la segunda mejor opción: los mini breaks. “Date pequeños descansos a lo largo del día para checar cómo estás. Una vez que identifiques y reconozcas tus emociones, vuélvete a enfocar en el trabajo”, aconseja Alex Silver-Fagan, master trainer de yoga . Por otro lado, también es importante que estructures tu horario y respetes tus horas no laborales, estas son las que van a mantener el equilibrio entre “sí mucha chamba, pero sin volverme loca”. Si crees que necesitas un break más intenso y prolongado, habla con tu jefe para encontrar opciones que te ayuden a procesar el burnout.

Publicidad

3. Mantente en movimiento

Hacer ejercicio cuando tu cuerpo te está rogando que te quedes en tu cama suena como tortura, pero es justo lo que necesita. ¿Por qué? De acuerdo con la Facultad de Medicina de Harvard cuando hacemos ejercicio nuestro cuerpo libera endorfinas (sustancias químicas en el cerebro que actúan como analgésicos naturales y mejoran el estado de ánimo) y reduce los niveles de adrenalina y cortisol (las hormonas del estrés). Lo ideal es hacer entre veinte y 45 minutos de ejercicio diario. Da igual si es por las mañanas o por las noches. Tampoco influye mucho la intensidad o el tipo de workout que hagas, lo esencial es que estés haciendo algo que te guste y te anime a moverte.

4. Dale una oportunidad al mindfulness

Diez minutos al día para desconectarte por completo y dedicarte a hacer algo que te dé paz mental. Puedes leer el libro que tienes abandonado, hacer tu rutina de belleza, escribir lo que piensas y sientes o escuchar esa playlist que siempre te hace bailar. En realidad puedes hacer lo que quieras si te ayuda a sentirte mejor, aunque lo mejor es meditar. Andy Puddicombe, el exmonje budista creador de Headspace, explica que la meditación en tiempos de crisis es vital para disminuir nuestro ruido interno y aprender a dejar ir las cosas. Sé que requiere mucha práctica y a veces suena de flojera, pero una vez que lo logras de forma constante, todo cambiará. Menos estrés, menos enojos y frustraciones, más noches sin pensamientos que te despiertan en la madrugada.

5. Lo que comes importa... mucho

Todos tenemos esa comida -cero saludable- que nos hace sentir mejor después de un largo día de trabajo. El problema es que casi siempre son alimentos procesados, con mucha azúcar, sodio, grasas y harinas que tienen efecto negativo sobre las hormonas y los niveles de glucosa en el cuerpo. Trata de sustituir tus antojos con opciones que realmente te den energía (a corto y largo plazo) como los ácidos grasos omega-3 y los carbohidratos no refinados. Es importante que evites los estimulantes como la nicotina y la cafeína, estos solo van a exacerbar tus síntomas. Por último, bájale al alcohol (una copa de vino puede hacer maravillas, pero irte a dormir a las seis después de mil shots de tequila hará todo lo contrario). En pocas palabras, date tus gustos, pero no abuses <3

PUNTOS EXTRA: Platícalo con alguien

Somos tantos los que hemos experimentado el agotamiento que la periodista y escritora, Anne Helen Petersen, nos apodó la generación del burnout. Que no te de pena hablarlo o llorarlo, también se vale. Platicar las cosas con alguien más se siente bien y ayuda a sobrellevar y superar la situación. Si sientes que necesitas algo más profesional, busca aun psicólogo o un terapeuta que te pueda ayudar a resolver tu burnout y algunos problemas que ni siquiera has detectado.

Tags

ejercicio Meditación Dormir
Publicidad