Meghan Markle y el príncipe Harry dejan Londres

688
Shutterstock.
- Publicidad -

Lo que resta del embarazo de Meghan Markle no transcurrirá en Kensington Place. Según reportes, la pareja real muy pronto se mudará a Frogmore Cottage donde se prepararán para el nacimiento de su primer hijo.

El lugar no se encuentra en Londres, sino en Windsor, dentro de una finca llamada Frogmore, que ha sido propiedad de la Familia Real desde el siglo XVII.

Publicidad

Así lo ha dado a conocer Kensington Palace a través de un comunicado: “El Duque y la Duquesa de Sussex se mudarán a Frogmore Cottage, dentro de la propiedad de Windsor, a principios del próximo año mientras se preparan para la llegada de su primer hijo”.

Se dice que el lugar es muy especial para ambos por varios motivos: el primero de ellos es que aquí se llevó a cabo la boda de Harry y Meghan. Además, ahí se hicieron también las fotos de su compromiso y lo mejor, fue el escenario donde se llevó a cabo la recepción de su boda.

Se dice que la reina Isabel II les regaló esta propiedad, que por el momento permanece deshabitada y que se usa solamente para eventos. De hecho, está abierta al público tres días a la semana.

 

Antes de que sea habitada por Meghan y Harry, toda la propiedad tendrá una remodelación completa. Cuando los Duques de Sussex se muden a ella encontrarán, entre otros amenities, 10 recámaras, una guardería, un gym y un estudio de yoga.

Hasta que se acerque el alumbramiento, Harry y Meghan vivirán en Nottingham Cottage, que ha sido su residencia desde que se comprometieron. En un principio se tenía contemplado que los Duques vivieran en un departamento ubicado junto a la residencia del príncipe William y Kate Middleton.

Pero quizá temerosos de los paparazzi, la pareja decidió vivir en el campo, alejados del asedio de la prensa.