Un drama en la boda real distanció a Meghan Markle y Kate Middleton

16449
- Publicidad -

Kate Middleton tuvo que darle la bienvenida a Meghan Markle a la familia real. Aunque no se convirtieron en mejores amigas solo por ser concuñas, trataron de llevarse lo mejor posible, confirmó The Daily Telegraph. Hasta que un choque entre ambas durante la boda real, causó tensión y hasta lágrimas.

El drama de una boda, sobre todo real, jamás pasa desapercibido. Así fue para Kate quien reportan, salió llorando de una prueba de vestido de damas de honor. Pero no se trató de una pieza para ella, sino para la pequeña princesa Charlotte.

WPA Pool/Getty Images
Publicidad

Se cree que Meghan y la duquesa de Cambridge tuvieron una discusión al respecto, seguro Kate defendiendo a su niña, y desde entonces, la relación amistosa entre ellas se deterioró. Quien reveló esto fue, Camilla Tominey, reportera que descubrió la relación entre Meghan y Harry.

Al tiempo que este enfrentamiento sucedió, “Middleton tenía solo unos días de dar a luz al príncipe Louis y estaba un poco emocional”, señaló Tominey. Así que sumado a la tensión de la boda real, Kate estaba lidiando con mucho.

Otra fuente en The Telegraph informó que Meghan y Kate tienen temperamentos muy diferentes. “A pesar de sus situaciones similares, son mujeres muy distintas. Mientras Meghan es más extrovertida, Kate puede ser un poco tímida”, así que reaccionan muy distinto, aunado a que tienen opiniones muy distintas.

Un factor que levantó focos rojos en la relación de las duquesas fue el cambio de residencia de Meghan y Harry. Recientemente Kensington Palace informó que los duques de Sussex se mudarán de Windsor -lejos de Kate y William- para restaurar una nueva casa que les otorgó la reina en Frogmore Cottage.

Pero la experta en royals, Kate Nicholl, anunció que las tensiones son entre William y Harry, no entre las mujeres de la familia real. “Cualquier problema es entre los hermanos” y viene desde la llegada de Meghan, pues Harry sentía que su hermano mayor no le daba lugar a Markle. “Tuvieron un tropiezo, pero se resolvió cuando el príncipe Carlos pidió a William hacer un esfuerzo”, aseguran. Acto seguido, los Cambridge invitaron a los Sussex a pasar Navidad con ellos.