Instagramers e influencers casi arruinan el brote masivo de amapolas en California

El Super Bloom, uno de los fenómenos más extraños de la naturaleza, sucedió en California y se ha visto afectado por instagramers e influencers.

2229
Super Bloom
Foto: Mario Tama/Getty Images
- Publicidad -

La época primaveral en el sur de California tiende a ser más bien árida y calurosa; sin embargo, cada tanto, ocurre un fenómeno llamado el Super Bloom donde repentinamente se produce un brote masivo de amapolas amarillas, moradas y rosas en diferentes localidades del área.

El pasado fin de semana, el curioso e insólito fenómeno, ocurrió en el Lago Elsinore Waker Canyon, millones de amapola florecieron alrededor de los campos del lago y con ellas aparecieron una cantidad masiva de turistas e influencers que vinieron a tomarse fotos con las flores.

Publicidad

Dada su rareza y belleza, el fenómeno se tornó también en una insólita emergencia estatal luego de que el gobierno local declarara insostenible la cantidad de turistas que se presentaron para tomarse fotos con las flores. Esta horda invasora causó mucha incomodidad para la comunidad local al igual que perturbó significativamente el medio ambiente.

La conmoción alrededor de el brote masivo de amapolas y la cantidad de turistas que visitaron resultó en los hashtags: #PoppyShutdown #PoppyNightmare #IsITOverYet y #HanginthereLE. Incluso algunos influencers que postearon fotos con las amapolas, están recibiendo críticas y comentarios negativos en sus redes.

Aunque el fenómeno en verdad es hermoso, la situación que ha generado, se presta para reevaluar una vez más si el uso de las plataformas sociales y de quienes influyen a través de ellas, se está haciendo de la forma adecuada. El fenómeno, que según la Nasa es un evento botánico sumamente raro y sucede solo una vez cada tanto años, se convirtió en el post “obligado a tener” en Instagram.

 

A través de sus redes sociales, la localidad de Lake Elsinore ha invitado a los turistas a buscar otras opciones para ir a ver flores que no sea su provincia. Han dejado claro que no quieren más gente ahí.

Según la prensa americana, esta área no está considerada como sitio para visitas turísticas tradicionales ni para senderismo, y sin embargo este fin de semana lo fue de forma dramática e inesperada, causando no solo incomodidad y molestias a los residentes como también daño al medio ambiente. Todo por una foto en Instagram.

View this post on Instagram

i never even saw a lake, just a sea of poppies 🦋

A post shared by F I R O O Z E H (@firoozehadli) on