Publicidad
REVISTA DIGITAL

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Los museos prohiben prestar prendas históricas por culpa de Kim Kardashian

Lo que hizo la estrella de reality show no se repetirá jamás.
mar 17 mayo 2022 03:37 PM
KimPrestamoMarilyn_destacada.jpg
Instagram

Luego de que Kim Kardashian se apoderara de los titulares por usar un vestido que le perteneció a Marilyn Monroe en la última edición de la gala del Met , el Consejo Internacional de Museos prohíbe usar prendas con valor histórico a las celebridades. La noticia se da a pesar de que la estrella de reality show tuvo el máximo cuidado al usar, solamente lo llevó para desfilar sobre la red carpeta y una vez en el evento, se cambió por una replica exacta.

A pesar de que Kim Kardashian se llevó la noche como la mejor vestida y la celebridad que mejor entendió la temática “Gilded Glamour” del evento, recibió bastantes criticas negativas, entre ellas la de Sarah Scarturro, ex jefa del departamento de Conservación de Moda del Met, quien estalló en contra del museo Ripley en Florida, el dueño actual del vestido de Marilyn Monroe por haberlo prestado.

Publicidad

"Cuando yo era la jefa del laboratorio de conservación del Instituto del Traje, tuve que rechazar solicitudes para que celebridades utilizaran modelos irremplazables de la colección", señaló Sarah. Por este comentario y otro más del tipo, el Consejo Internacional de Museos exige que las prendas sean conservadas en condiciones de máxima seguridad , al igual que cualquier obra de arte.

The 2022 Met Gala Celebrating "In America: An Anthology of Fashion" - Arrivals
Kim Kardashian

"Las prendas históricas no deben ser utilizadas por nadie, ni por figuras públicas ni privadas. Es mejor prevenir que tener que curar. El trato incorrecto destruirá un objeto para siempre", afirmó la organización.

Publicidad

El consejo también señaló que la forma de la estrella de reality show de usar el vestido fue incorrecta porque Monroe no llevaba ropa interior para dar la impresión de que estaba desnuda, algo que Kim Kardashian y su equipo ignoraron.

Además, recalcaron que el diseño fue hecho a medida para que se ajustara a la perfección al cuerpo de la actriz, y no al de la celebridad (por eso fue que tuvo que bajar 7 kilos de peso). La pieza fue elaborada con seda soplada, un material que ya no se encuentra con facilidad ni sigue fabricándose, por lo que cualquier daño sería irreparable y en su totalidad insustituible.

Publicidad

Tags

Museos Kim Kardashian Marilyn Monroe
Publicidad