Estocolmo cancela su Fashion Week para ser sustentables

Cada quien pone su granito de arena a su modo.

1041
Estocolmo Fashion Week
Shutterstock
- Publicidad -

Fashion Week Estocolmo estaba planeado para llevarse acabo el próximo mes, pero acaba de ser cancelado por motivos que no tienen nada que ver con logística sino para ser sustentables y de esta forma poner su granito de arena para apoyar a la crisis medioambiental por la que el mundo está pasando.

El impacto medio ambiental que implicaba realizar la semana de la moda en Estocolmo hizo que el Consejo Sueco de la Moda decidiera alejarse del formato tradicional de la semana de la moda.

Publicidad

“Alejarse del modelo de la semana de la moda convencional ha sido una decisión difícil, pero muy considerada”, dice Jennie Rosén, CEO del Consejo de la Moda Sueca, según i-D. “Necesitamos descansar el pasado y estimular el desarrollo de una plataforma que sea relevante para la industria de la moda de hoy … y apoyar a las marcas en su desarrollo de experiencias de moda de próximas generaciones. Al hacer esto, podemos adaptarnos a las nuevas demandas, alcanzar objetivos de sostenibilidad y ser capaces de establecer nuevos estándares para la moda”.

Estocolmo Fashion Week
Shutterstock

Conforme los días pasan, todas las industrias se van dando cuenta de cómo afectan al planeta y poco a poco van hacienda cambios que lo benefician. Optar por ser sostenible y ético se ha vuelto una prioridad para firmas de moda de lujo, mientras que al mismo tiempo, muchos consumidores se alejan del fast fashion y exigen transparencia.

Firmas de lujo como Gucci, Prada, Miu Miu y Burberry han optado por dejar de producir prendas de piel animal y recientemente, la ciudad de Los Ángeles se convirtió en la primera de Estados Unidos en prohibir las ventas de pieles en cualquier versión.

También, el diseñador Alexander Wang, quien normalmente se presenta en Nueva York, decidió el año pasado mostrar fuera del calendario tradicional de la semana de la moda de febrero y septiembre, en un intento por cerrar la brecha entre la revelación inicial y la llegada real del producto .

Para buena suerte de los fans de la semana de la moda escandinava todavía pueden presenciar la de Copenhague, en su vecina, Dinamarca.