Cómo Naomi Campbell se convirtió en la nieta honoraria de Nelson Mandela

Una amistad cruzada por los proyectos de caridad, así fue la relación entre Naomi Campbell y Nelson Mandela.

441
- Publicidad -

En la edición impresa del diario español El País, fechada el 2 de agosto de 1997, se consigna el nombramiento de la top model británica como nieta honoraria del líder sudafricano. Este hecho marcaría el inicio de una relación que vivió diferentes episodios en los que no todo fue miel sobre hojuelas.

Campbell, siempre manifestó su interés y admiración por Mandela. “Es la única persona a la que siempre quise conocer; no me puedo creer que vaya a trabajar con él,” le contó a la prensa a finales de la década de los años 90, días antes de acompañar al mandatario en el primer viaje del lujoso Tren Azul.   

Publicidad

Unos años después, la modelo organizó un desfile de la firma Versace en la residencia presidencial a beneficio del Nelson Mandela Children’s Fund, una organización creada por el mandatario con el objetivo de dar voz y dignidad a los niños africanos mediante la construcción de un movimiento basado en los derechos.

Getty

La amistad de estos personajes estuvo trazada por su colaboración en distintas causas benéficas. Como cuando en 2001, Naomi tuvo la idea de unir la música con el mundo de la moda para crear el concepto Frock & Roll que se llevó a cabo en el Palau Sant Jordi de Barcelona y que recaudó fondos para apoyar a la fundación de Nelson Mandela.

Foto: Getty

Sin embargo, no todos los episodios de esta relación fueron cordiales. En 2008, trascendió la noticia de que Mandela había retirado de su lista de invitados a su celebración de cumpleaños a la top model. La razón se encontraba en la reciente detención de Naomi a causa de agredir a unos policías en el aeropuerto de Heathrow. Un asunto con el que el líder africano no estaba de acuerdo.  

Estas diferencias, no evitaron que, cuando en en diciembre del año 2013 Nelson Mandela falleció, la modelo se mostró profundamente dolida durante los actos funerarios celebrados en Pretoria, a los que acudieron decenas de jefes de estado y personalidades que compartieron vida con el líder africano.  

Foto: Getty

Este 2018, no fue la excepción. Esta ocasión la “Diosa de Ebano” como se conoce a la modelo dedicó el mensaje no solo para celebrar el nacimiento de Nelson Mandela, también para hacer un llamado a las nuevas generaciones “La superación de la pobreza no es una tarea de caridad; es un acto de justicia. Al igual que la esclavitud y el apartheid, la pobreza no es natural. Es hecho por el hombre y puede ser superado y erradicado por las acciones de los seres humanos”.

 

Desde entonces, la modelo aprovecha cada 18 de julio, Día Internacional de Nelson Mandela, para recordar a su “Tata,” (padre en Xhosa, la lengua de la tribu Madiba). El año pasado, por ejemplo compartió en su cuenta de Instagram una imagen donde ambos se les ve sonrientes y la acompañó con el mensaje “recordemos el brillo del aura y la luz que vino a este mundo en un día como hoy. Nos enseñó a nosotros / a mí, lecciones de vida que uso todos los días.”