Los desfiles de moda antes y hoy ¿cómo han cambiado?

589
- Publicidad -

A finales del siglo XIX, allá por 1858, un reconocido modisto llamado Charles Frederick Worth tuvo la idea de presentar a su clientela una serie de atuendos que había diseñado en los últimos meses a los que que llamó una “colección”; pero no solo eso, sino que también fue el primero en utilizar modelos de carne y hueso en vez de maniquíes como todos sus colegas lo hacían en aquel entonces. Posteriormente, Charles fue conocido como el padre de la Haute Couture (Alta Costura).

Fue ahí donde todo inició, la industria de la moda emprendió un nuevo camino con las pasarelas como vía principal y las modelos como protagonistas. En un principio, estos desfiles se realizaban en pequeños salones o en las propias casas de Haute Couture y había pocos asistentes que eran principalmente los clientes más asiduos de las firmas. Poco a poco estos eventos fueron convirtiéndose más en experiencias con la integración de música y elementos decorativos.

Dior
Dior
Publicidad

 

La Segunda Guerra Mundial terminó con todas estas manifestaciones y fue hasta 1943 cuando todo resurgió gracias a un evento llamado Press Week que se llevó a cabo en Nueva York para mostrarlas creaciones de los diseñadores estadounidenses, fue tal el éxito que Milán hizo algo similar en Florencia para después mudarse a Milán.

El siguiente país en hacer presentaciones de moda fue Londres en 1961, y finalmente París se unió creando la Semana de la Moda de París (Paris Fashion Week), un evento que hasta ahora se conserva como uno de los más emblemáticos en la industria, si no es que el más.

Yves Saint Laurent 1980
Yves Saint Laurent 1980

Posteriormente se forjaron las semanas de la moda en Milán, Londres y Nueva York, en ese orden. En 1993 la semana neoyorquina establece al Bryant Park como su sede principal, y en 1994 la Semana de la Moda de París comenzó a celebrarse en el el Museo del Louvre.

Actualmente existen más de 140 fashion weeks alrededor del mundo, y a los desfiles no solo asisten los mejores clientes, sino que la prensa, influencia, celebridades, y bloggers tienen un lugar asegurado en la primera fila.

Chanel 2015
Chanel 2015