La extinción del término “plus size”

103
- Publicidad -

Todo comenzó cuándo Jordyn Woods –una modelo con curvas– fue entrevistada por una revista para adolescentes y etiquetada como “modelo plus size” en el artículo publicado; algo que tal vez no le pareció una buena idea ya que cada vez que la nombraban ‘plus size’ en una pregunta, ella respondía evadiendo ese término y cambiándolo por “curve”.

“Hay muchas personas en el mundo como yo, y ahora mismo la industria ‘curve’ está en llamas porque las modelos ‘curve’ son cool, y la mayoría de la gente no es tan delgada… Quiero hacer un cambio en la industria curve porque quiero que otras chicas curve se den cuenta que no tienes que vestirte de cierta manera solo porque tienes curvas”, declaró Woods en la entrevista.

Publicidad

Barbie Ferreira es otra modelo joven con curvas que prefiere evitar el uso de ese término que, en su opinión, no es real: “El término ‘plus size’ es tan incorrecto. Yo no soy plus size, nunca he comprado una prenda plus size”, declaró en una entrevista con la revista iD.

Barbie tiene 18 años y mucha seguridad en si misma, la cuál se refleja en la forma en la que se comporta cuando está frente una cámara, como en este video que hizo para la campaña de la marca de ropa Misssguided.

 

El principal problema es que no hay límites bien establecidos entre lo que es plus size y lo que no, la industria nos ha hecho pensar que cualquier mujer que se dedique al modelaje y no cumpla con los requisitos para subirse a una pasarela de Victoria’s Secret, ya es considerada de tallas grandes, pero si nos ponemos a pensar, la mayoría de las mujeres comunes (como tú y como yo) no somos talla 0 o 2 pero tampoco 12 o 14 para ser consideradas plus size. Por esa razón, el término ‘curve’ ha llegado para definir a todas esas mujeres con curvas naturales y cuerpos 100% reales.