La importancia de darnos el tiempo de decidir

250
Fer Altuzar
Fer Altuzar
- Publicidad -

Quisiera platicar un poquito sobre esta etapa rara de mi vida: estoy a un mes de mi graduación de Universidad.

Qué loco porque pasamos toda nuestra vida estudiando, subiendo de grado y pasando uno tras otro, año tras año, hasta que un día acabas y te preguntas, ¿ahora qué? ¿qué voy a hacer con mi vida ahora que nadie me dice que hacer?

Instagram: @feraltuzar
Publicidad

Levántate 5 am, arréglate, maneja a la Universidad, cumple ciertos créditos, toma esas clases, blah, blah…

Seguimos cierto camino previamente trazado para nosotros y después de esa etapa tenemos que hacernos responsables de nuestro propio día tras día y decidir qué sigue. Ahora tengo que definir si quiero seguir estudiando una maestría, si quiero viajar o si quiero ejercer mi carrera en alguna empresa.

Pero de lo que realmente quiero hablar hoy es precisamente sobre esas desiciones que muchas veces nos vuelven locos por el simple hecho de pensar que tenemos que hacer ciertas cosas o seguir ciertas reglas cuando en REALIDAD NO. Lo que verdaderamente debemos de hacer es tomarnos el tiempo de escucharnos y cuándo estemos listos, decidir.

No podemos simplemente hacer lo que todos hacen porque lo más seguro es que no nos funcionen igual, somos demasiado complejos y distintos como para seguir las mismas reglas. La mayoría de mis amigas se cambiaron mil veces de carrera y fue porque no se tomaron el tiempo de descubrir lo que realmente les gustaba. Sintieron esa necesitad intensa de entrar a la carrera después de salir de prepa y no estaban seguras de qué estudiar, se presionaron y entraron a algo que no las hacía felices. En mi experiencia personal, desde muy chica tomé cursos de todo y afortunadamente sabía muy bien lo que me gustaba y lo que quería estudiar. Cuando salí de prepa, tenía muchísimas ganas de irme a Francia 6 meses a aprender francés pero al final la Universidad en la que quería estudiar me ofreció una beca artística y acepté. Es a lo que me refiero, nada es igual para nadie.

Es muy importante que si no estamos seguros de algo nos tomemos el tiempo para pensar, para hacer otras cosas, experimentar y luego decidir. Esta filosofía se puede aplicar en muchas cosas, no solo para la Universidad. Por ejemplo, cuando nos tomamos el tiempo para conocer a una persona que nos gusta y nos atrevemos a dar el primer paso y fluir con las historias, las experiencias y el enamoramiento que toma su curso poco a poco.

Otro ejemplo es la situación que estamos viviendo, pasando tiempo en nuestra casa, igual y solos, con nuestra familia, algún roomie o con nuestras mascotas. Estamos teniendo este momento de entendernos mejor, de iniciar algún proyecto al que le traíamos muchas ganas y poco tiempo para ejecutar. Probablemente estás trabajando mucho y tienes mil juntas al día pero mínimo podemos darnos esos momentos de descanso, de soledad y de introspección. Qué bonito poder pasar tanto tiempo con nosotros mismos, que difícil también ¿verdad?

Pero esa es la importancia de darnos el tiempo de entender lo que queremos, de conocernos y solo así poder cumplir con lo que queremos hacer. Sin prisas, a nuestro propio paso y diferente a todos. 🙂