Blake Lively y Ryan Reynolds podrían protagonizar una comedia romántica juntos, ¡por fin!

498
- Publicidad -

Tal parece que por fin podríamos ver a Blake Lively y Ryan Reynolds, una de las parejas más hot –y cómicas– de Hollywood, llevar su relación de la vida real a la pantalla grande con una película romántica de acción, justo lo que Reynolds estaba pidiendo desde hace un tiempo.

De acuerdo con la revista Variety, el superhéroe más irreverente, Deadpool, protagonizará y producirá Shotgun Wedding, una comedia romántica que le recordará a su época de chick flicks como Just Friends La Propuesta, donde aparece a lado de Sandra Bullock.

Desde diciembre del año pasado, el esposo de Blake Lively estaba buscando una película de amor con la que pudiera trabajar con los mismos productores de La Propuesta, según reporta Deadline, hasta que encontró Shotgun Wedding, la que tratará de un novio a punto de llegar al altar (Ryan Reynolds), pero que desafortunadamente será atacado por unos criminales que intentarán arruinarle el gran día: su boda. Después de este suceso, tanto él como su prometida (quien podría ser Blake Lively), tendrán que reconsiderar si se casan o no.
Getty Images
“No he hecho una comedia romántica desde La Propuesta, pero me enamoré de Shotgun Wedding, dijo el actor a Variety. “Es muy refrescante y sorprendente. No puedo esperar a darle vida junto con Jason [Moore], Todd [Lieberman], [David Hoberman] y el gran equipo de Lionsgate”. concluyó.
Con esas declaraciones nos queda claro con qué equipo de producción trabajará, lo que aún no sabemos es quién será la futura novia, aunque obvio nos encantaría -y seguramente a ti también– que fuera su esposa, Blake Lively, con quien tiene una química innegable: son graciosos –constantemente se molestan en redes sociales– y aunque los dos han trabajado en películas románticas, también lo han hecho para las de acción. De hecho, el próximo film de la chica dorada será Rhythm Section, donde se convertirá en espía.
El problema es que en 2017, Blake dio una entrevista a una revista de moda estadounidense diciendo que prefiere no trabajar al mismo tiempo que su esposo. “Cada uno de nosotros hemos dejado de lado las cosas que amamos para no trabajar al mismo tiempo. Tengo la suerte de estar en la posición de encontrar el material: un libro o un guión temprano y desarrollarlo. Por lo tanto, sé con anticipación que voy a estar trabajando en un momento en particular. Así podemos planificarlo alrededor de él”, dijo.
Lo que en pocas palabras significa que intentan que no se empalmen sus proyectos para que alguno de los dos pueda dedicarle tiempo a su familia. La duda es: ¿estarán dispuestos a hacer un pequeño sacrificio para complacer a todos sus fans que nos morimos por verlos juntos en una película? Fingers crossed.
Publicidad