Obriting: te escribe por Instagram, le da like a tus fotos, pero no llama

5333
- Publicidad -

No importa la época, las relaciones siempre han sido complicadas, es un hecho. Pero los avances de nuestra era han añadido un grado de complejidad a la etapa del dating y es el de las múltiples plataformas por las que puedes interactuar con esa persona que despierta en ti un interés amoroso.

Ya lo decían en la película cuyo mero nombre retrata con crudeza aquello que no queremos oír, A él no le gustas tanto, “ahora tienes que ir por ahí revisando todos estos diferentes portales sólo para ser rechazada por siete diferentes tecnologías”. Pero la confusión de nuestra era no es el rechazo total, ese duele, pero lo entendemos, la gran tragedia es el fenómeno de los hombre que se hacen presentes en unas redes pero en otras simplemente parecen no existir.

Publicidad

¿Qué tiene la tecnología que algunas plataformas parecen llenarnos más que otras? ¿Por qué responde a tus Snapchats o Stories, da like a tus fotos, te comparte memes, pero es incapaz de llamarte e invitarte a salir?

La escritora Anna Iovine ha escrito para Man Repeller un artículo en el que ha dado al clavo para ponerle nombre a este nuevo fenómeno en el que un date corta todo contacto contigo en la vida real pero sigue presente en tus redes sociales: orbiting.

Siento decírtelo -en verdad, desearía no tener que hacerlo- pero a él no le gustas tanto. Estás frente a un caso de un hombre que muestra el mínimo interés requerido. Estas son las señales de que estás frente a un caso como éste:

1. No escribe por Whatsapp

Afrontémoslo, somos una generación con problemas de compromiso. En cierto sentido, responder un story, iniciar una conversación por Instagram o por Facebook Messenger, se siente menos comprometedor. Son redes sociales cuyo objetivo central no es la comunicación entre personas, no hay necesidad de formalizar con saludos o despedidas, en el momento en el que lo decidas, puedes terminar la conversación simplemente dejando de responder.

via GIPHY

2. Da likes

Se hace presente, quiere que sepas que está ahí. ¿Cuántas veces un simple like no ha echado a andar tu imaginación? Creemos que un “me gusta” es el preámbulo a la cita de nuestros sueños que terminará en la relación perfecta, pero NO. Dimensionemos: un “me gusta” es un “me gusta”, no una carta de amor.

via GIPHY

3. Pasan semanas entre una cita y otra

Se ven de vez en cuando, salen y la pasan increíble. Después de eso no te busca o parece que sus planes jamás coincidirán de nuevo. Lamento decirte que no es un problema de agenda, es un problema de disposición. Bien dicen que siempre tenemos tiempo para lo que nos interesa y si te está dando largas para una próxima salida, no estás entre sus prioridades.

via GIPHY

4. No te quiere con él, pero tampoco te deja ir

Cuando finalmente abres los ojos y decides que lo mejor es dejarlo ir, dejar de revisar sus redes y no escribirle más… ¡reaparece! ¿Por qué regresa? ¿Te quiere volver loca?

via GIPHY

Ya te habías hecho a la idea de que esa persona ahora pertenecía a tu pasado y de pronto lo tienes frente a ti, con todo ese encanto que te conquistó la primera vez y entonces te das cuenta que:

5. No lo puedes tener contigo, pero tampoco lo dejas ir

Cuando regresa a tu vida sabes lo que deberías hacer, cerrarle la puerta en la cara, ¿pero quién tiene realmente tanta fuerza de voluntad? Dejamos que ceda el orgullo y terminamos abriéndoles la puerta de nuevo. Porque esta clase de hombres, los del mínimo interés requerido, saben darte la dosis exacta de atención para que al final decidas quedarte y entonces la historia que ya conoces se pone en repeat.

Terminamos por resignarnos a que la nuestra es una clase de historia condenada a ser y no ser, hasta le encontramos el lado romántico. Nos resignamos a que él no será nuestro próximo novio, pero aceptamos y hasta valoramos esas migajas de relación que están dispuestos a ofrecernos. Mal, mal, mal…

Ármate de valor. Dile adiós. Disfruta tu soltería y vívela hasta que encuentras a alguien por quien realmente valga la pena, alguien que quiera estar contigo, porque no mereces menos. Nada resume mejor el lugar que debemos darnos a nosotros mismos como esa frase de Las ventajas de ser invisible que dice “cada quien tiene el amor que cree merecer” y tanto tú, como yo, merecemos mucho más que un like, una respuesta a nuestro instagram story o un mensajito cada cuarto día.

via GIPHY