Kim Kardashian tiene un punto sobre el control de armas y de hecho, es bastante bueno

242
- Publicidad -

El 2 de junio, Estados Unidos festejó el Día Nacional de Concienciación sobre la Violencia Armada y entre los cientos de famosos que expresaron su sentir sobre el gran problema que enfrenta el mundo, Kim Kardashian no pudo faltar.

Para sorpresa de todos, Kim presentó un interesante ensayo en su página de Internet donde, además de abogar por las leyes sobre el control de armas, logró conmovernos hasta casi soltar unas lágrimas.

Publicidad

Si no tuviste oportunidad de leer este escrito, aquí te lo dejamos:

“Han pasado 18 años desde el incidente en Columbine, 10 años desde el de Virginia, 4 años del de Newtown y nos acercamos al primer aniversario del tiroteo en un club nocturno de Orlando. En casi 20 años, nuestro país ha avanzado muy poco en la promulgación de leyes que ayuden a proteger a los estadounidenses inocentes de personas que no deberían tener armas de fuego. En este momento, hay más armas pertenecientes a civiles en este país que en el resto del mundo. En febrero de este mismo año, el presidente Trump firmó un proyecto de ley que revocaba el reglamento promulgado por el presidente Obama, que habría agregado 75.000 nombres de personas con enfermedades mentales en una base de datos de chequeo de antecedentes. ¡Esto es de locos!
Trabajo con una organización maravillosa, Everytown, cuya misión es oponerse a la idea de “más armas para más personas” de la NRA. Hay una gran desconexión entre lo que el país necesita para proteger a nuestro pueblo y las leyes que se proponen y se promulgan. Hemos impuesto restricciones a numerosos derechos constitucionales para proteger a la gente de nuestro país, incluyendo la libertad de expresión y el derecho a ejercer creencias religiosas; así que, ¿por qué la segunda enmienda es diferente? ¿es más importante proteger la segunda enmienda que proteger a nuestros propios hijos? Tal vez pienses así, o tal vez no, pero es importante para nosotros continuar discutiendo y debatiendo esto abiertamente, y llamar la atención sobre la realidad de la violencia armada y el control de armas.

No estoy en contra de las armas ni en contra de las personas que poseen armas. Después de lo que me sucedió en París, sé lo importante que es estar seguro y tener seguridad armada. Todo mi equipo de seguridad está armado, pero también apoyan leyes más estrictas referentes al control de armas y creen que debemos restringir el acceso a las armas de fuego a las personas con enfermedades mentales, a cualquier persona previamente condenada por un delito, a aquellos que han estado sujetos a una orden de restricción temporal y a todos aquellos con mayor riesgo a cometer un acto de violencia armada.

Espero que no nos equivoquemos por el creciente número de tragedias relacionadas con armas de fuego que vemos en las noticias. Todos tenemos derecho a sentirnos seguros, protegidos de las personas que son una amenaza, sobre todo cuando tienen un arma mortal. Quiero construir un futuro más seguro para mis hijos y creo que juntos podemos encontrar una forma de hacerlo, sin dejar de velar por los derechos del pueblo estadounidense”.