¿Odias ir al súper? Pide estos básicos saludables en línea

90
- Publicidad -

Por Denise Vargas

Llegó el lunes y no tienes nada en el refrigerador. Lo más fácil es salir a comer o pedir comida a domicilio, pero además de ser mucho más caro también es mucho menos saludable.

Publicidad

Por lo general, la comida preparada en restaurantes está hecha con mucha más sal, grasa y otras cosas de más que tu cuerpo no necesita. ¿Es deliciosa y más cómodo? sí pero no necesariamente más saludable o rápido, además son exageradamente más caras que si las prepararas en casa.

Por tu salud y por tu bolsillo, lo mejor es comer comida casera. No decimos que NUNCA vayas a un restaurante, si no que preparar tu propia comida es la mejor opción y debería de ser la regla y salir la excepción, no al revés.

Si tienes un estilo de vida muy ajetreado y lo tuyo no es pasearte por los pasillos del super o te agarro el fin de semana y no te dio tiempo de ir a comprar nada, estas son las mejores opciones que puedes pedir en línea para tener todo lo necesario para empezar la semana de manera saludable.

Arroz integral, quinoa PRECOCIDOS

Están listos en minutos y son una excelente fuente de proteína vegetal o guarnición.

Hojas verdes: lechuga, espinaca y arúgula lavada y lista para comerse.

Un básico para ensaladas y para smoothies en el desayuno.

Verduras: jitomates cherry, pepino y zanahoria (puede ser precortada)

Fáciles de utilizar y son compatibles con ensaladas, sandwiches y desayunos.

Fruta fresca: manzanas, plátanos, perones y mandarinas.

Compra fruta que dure y que puedas tomar y llevar fácilmente, no la que tengas que lavar, cortar y se eche a perder rápido.

Fruta congelada: fresas, piña, cerezas, blueberries.

Excelente opción para smoothies en el desayuno o como topping de tu cereal casero.

Enlatados como: palmitos, corazones de alcachofa, aceitunas, anchoas, salmón salvaje en agua, salsa de tomate sin azúcar ni conservadores.

“Pimpea” tus ensaladas con cualquiera de estos o cocina una “fast food” en minutos.

Pasta integral

Se tarda en cocer un poco más pero es una versión más saludable que la común. Existen versiones sin gluten y hechas a base de quinoa.

Pan de germinados o integral congelado

Evita tener el pan con pitufos en la alacena, compra esta versión más saludable y guárdalo en el congelador. Solo necesitas sacar la rebanada que vas a utilizar y te puede durar meses.

Carne y pescado congelado: salmón, lomos de atún, pechugas de pollo, sabanitas de res.

Si está en tus posibilidades que sea orgánico. La proteína animal tiene muchas hormonas y aditivos que no necesitas. Consúmela con moderación.

Leche vegetal, kéfir o yogurt griego

Busca leche de coco, arroz o almendra. Si consumes lácteos, el kéfir es una excelente opción que ayuda a tu sistema digestivo y el yogurt griego es una fuente muy buena de proteína.

Miel de abeja o miel de maple natural

Si lo tuyo es lo dulce, son excelentes opciones y las encuentras en cualquier súper.

Avena, amaranto

Excelentes fuentes de proteína vegetal que se pueden agregar a la fruta en el desayuno, poner a remojar durante la noche en leche o licuar en smoothie.

Frutos secos y deshidratados: pasas, arándanos deshidratados, dátiles , coco deshidratado, nueces pecanas y almendras.

Otra manera de “pimpear” y endulzar el desayuno. También te puedes llevar un puño al trabajo o guardar en tu bolsa, nunca falla.

Tostadas horneadas tortitas de arroz

Básicos para un snack de media tarde o una cena rápida.

Hummus jocoque

Los untables favoritos. Llenos de proteína y opciones muy saludables.

Huevos

Para el desayuno ya sea salado o dulce en unos hotcakes saludables.

Con estos básicos puedes preparar comidas en minutos y aunque no lo creas, todo esto lo puedes pedir en línea. Hay infinidad de posibilidades, desde pedir directo al supermercado o a través de un mensajero que te lleve tu lista del súper.

¡Ya no tienes pretextos! Anímate y comienza a cambiar tu estilo de vida por más ocupado que estés.