Los 10 mandamientos para dormir bien

560
- Publicidad -

1. Ocho horas es el tiempo ideal que debe durar tu sueño, si duermes menos tiempo estarás irritable y te sentirás cansada todo el día. Pero dormir más tiempo también podría causarte los mismos efectos. También es recomendable que mantengas una rutina en tus horarios de sueño.

2. No hagas ejercicio 3 horas antes de dormir porque la actividad física te mantendrá alerta y te será muy difícil conciliar el sueño.

Publicidad

3. Aunque te cueste trabajo, olvídate de tu celular, saca el teléfono, la televisión, y cualquier aparato electrónico de tu cuarto. Asegúrate de terminar con cualquier asunto que tengas pendiente como mensajes o correos electrónicos.

4. Apaga las luces y cierra las cortinas, si no vives sola y aún hay luces prendidas en tu casa, usa un antifaz.

5. No bebas alcohol antes de dormir, porque aunque te provoca sueño y te hace quedarte dormido de inmediato, también provocará que despiertes varias veces durante la noche; además magnifica los problemas respiratorios como los ronquidos.

6. Las siestas durante el día son buenas siempre y cuando sean cortas porque si duermes más d media hora, te será difícil dormir por la noche.

7. Lee antes de dormir (el timeline de Facebook no cuenta), evita lecturas de suspenso o cosas relacionadas con tu escuela o trabajo. Opta por lecturas relajantes o espirituales, el sueño llegará a ti en poco tiempo.

8. Evita a toda costa las pastillas para dormir porque podrían causarte dependencia. Mejor intenta todos los pasos anteriores y en caso de que no lo logres acude con tu médico ¡nunca te automediques!

9. ¡No cafeína! Sólo tú conoces el efecto que la cafeína tiene en tu cuerpo, en base a esto puedes determinar una hora máxima para consumirla, algo así como las 6 de la tarde. Recuerda que los refrescos, algunos tés e incluso medicamentos contienen esta sustancia.

10. Aleja tu reloj despertador de la cama, así evitarás despertarte para ver la hora y cuando llegue la hora de levantarte, la distancia te obligará a salir de la cama para que sea mucho más fácil.