Elige los blancos perfectos

44
- Publicidad -

Tu cama es ese lugar íntimo donde piensas, reflexionas, sueñas y descansas, cualquier momento del día es apto para recostarte y disfrutar un rato de paz y tranquilidad. No hay nada más placentero que sentir deliciosas texturas a la hora de dormir.

Recuerda que es importante que luzca con personalidad y estilo, así que elije los blancos perfectos para vestirla. ¿Qué elementos necesitas?

Publicidad

Cuerpo

– Protector de colchón: te librará de manchas y molestos ácaros, además protege la cama por la parte superior y por los lados. La mayoría de los protectores son impermeables, hipoalergénicos y antibacteriales.

– Sábanas: son las piezas más importantes, pues tendrás más contacto con ellas mientras duermes. Tú decides el número de hilos, textura, tejido y diseño que más te convenza.

– Duvets y edredones: el primero tiene dos características, relleno y cubierta. Su limpieza es mucho más sencilla porque solo es necesario lavar la cubierta. El segundo es un cobertor que puede estar relleno de plumas, fibras o lana, que conserva el calor en toda su extensión.

Un espacio de ensueño

La almohada debe ser muy confortable, dar soporte especial en al cuello, espalda y rodillas para evitar contracturas, así disfrutarás de un sueño placentero, ya que son muchos los factores que en ocasiones impiden dormir profundamente. ¿Sabías que tu postura cuenta mucho?

Almohadas

A.    Boca abajo

Es recomendable que utilices una almohada blanda y delgada, así no se te dificultará respirar.

B.    Boca arriba

Tu almohada debe tener grosor y firmeza intermedios para sostener tu nuca y cervicales.

C.   De lado

Evita una almohada muy dura para no forzar tu cuello, pero si es muy blanda, esta parte de tu cuerpo quedará caída. Es mejor que utilices una intermedia.

No te rompas demasiado la cabeza, adecua tu espacio por temporada y acorde a tus necesidades. Haz que luzca cómoda y agradable.

No olvides que la higiene en la ropa de cama es fundamental para un buen descanso, estos prácticos consejos te serán de utilidad:

Sabanas

1.    Lava las sábanas máximo cada 15 días.

2.    Elige un ciclo de lavado intermedio o lento.

3.    Durante el proceso no uses cloro, pues llega a deteriorarla.

4.    No la planches, a menos que sea de lino.

5.    Si utilizas edredones, extiéndelos y sacúdelos para que el relleno no se haga bola y permanezca suelto.

Visita Liverpool.com.mx donde encontrarás diversas y hermosas opciones para decorar tu habitación.