Joe Jonas y Sophie Turner se tatuaron a Waldo, su perrito que murió la semana pasada

[Sobs heavily]

1790
La pareja se tatuó la cara de su perrito después de que muriera atropellado en Nueva York
Foto: @joejonas
- Publicidad -

Sophie Turner y Joe Jonas han tenido un par de días difíciles después de que su perrito Waldo Picasso murió la semana pasada. Para sobrellevar su dolor, la pareja decidió tatuarse el retrato de su mascota y así, verlo y recordarlo siempre.

La imagen se dio a conocer después de que el cantante subió una foto a Instagram con la carita de Waldo tatuada en su antebrazo y una caption que decía “R.I.P. my little angel,” (Descansa en paz mi pequeño ángel). Waldo tuvo una participación muy importante en su boda ya que junto al resto de los hermanos Jonas, fue padrino de Joe.

View this post on Instagram

R.I.P. my little angel.

A post shared by J O E J O N A S (@joejonas) on

Publicidad

Por su parte, la actriz de Dark Phoenix, subió una story a Instagram donde se ve el mismo body art en la foto y un texto que dice “I miss you Waldo, Rest in Piece my little baby” (Te extraño Waldo, descansa en paz mi pequeño bebé).

Sophie Turner y Joe Jonas se tatuaron el retrato de su perrito Waldo
Foto: @sophiet

Waldo falleció la semana pasada después de ser atropellado en Nueva York

La pareja sufrió la pérdida de su pequeño alaskan klee kai después de que el perrito fue atropellado por un coche en Nueva York. Al parecer, la mascota se encontraba de paseo por la ciudad con su cuidador cuando, según reportes de TMZ, se alteró porque un transeúnte podría haberlo asustado y salió corriendo hacia el tráfico.

Después de los hechos, los recién casados presentaron una denuncia ante la policía, sin embargo, ningún cargo se le imputará al conductor (a pesar de darse a la fuga) ya que la legislación actual en EEUU no ve delito en lo ocurrido dado que los animales son consideradas propiedades.

El cantante de 29 años y la actriz de 23, se encuentran devastados por la muerte de Waldo y por lo mismo decidieron acudir a un terapeuta para que les ayude a asimilar la pérdida de su querido perro, que además era el hermano de su otra mascota, Porky Basquiat.