Emily Ratajkowski defiende a su esposo tras ser acusado de no pagar la renta

La fortuna de Sebastian está valuada en 12 millones de dólares

923
Emily Ratajkowski
GettyImages
- Publicidad -

Hace algunas semanas el esposo de Emily Ratajkowski, Sebastian BearMcClard fue acusado de evadir la renta de su casa y además de ser un vecino insoportable, la modelo ya salió a hablar en su defensa.

A través de varios tweets, la modelo y diseñadora explicó todo sobre el drama que circula en su edificio en Nueva York y negó que su esposo fuera tan rico y tan joven como se había informado. “Mi esposo tiene 38, no 31”, escribió. “Él es un productor de cine independiente, el hecho que la gente piense que es rico está bien, pero no es un hecho”.

Se crió en el vecindario en el que vive ahora, sus padres también son artistas a los que se les pagó el precio de su propiedad en el centro de Nueva York.

Publicidad

Me mudé con él hace un año. Me enorgullece que esté peleando la buena batalla contra un conglomerado de bienes raíces que compró el edificio en el que vive por 40 millones y que difunde información errónea sobre sus inquilinos para obtener ganancias. Nueva York ha cambiado tanto y es una pena que la gente que trabaja en temas de creatividad tenga que cambiarse de la ciudad.

A principios de mes el New York Post reveló que la modelo y su esposo viven sin pagar el alquiler de su departamento en el centro de la ciudad gracias a la Ley Loft, una ley que el  medio describió como una “laguna legal con la intención de proteger a los artistas con dificultades”.

El dueño del edificio declaró a New York Post que Sebastian no había pagado ninguna renta desde que terminó su contrato de renta en 2017 y que ahora su deuda asciende a los 120 mil dólares.

La Ley de Loft fue promulgada en 1982 y estaba destinada a evitar que los propietarios desalojaran a los artistas y otros residentes de bajos ingresos que viven ilegalmente en espacios comerciales de loft. Ésta le aplica en el edificio que comparten Bear-McClard y Ratajkowski.

La fortuna de Sebastian está valuada en 12 millones de dólares así que sus vecinos y el propietario del edificio están enojados porque en realidad si tiene dinero para pagar la renta pero simplemente ha estado evadiendo los pagos.

Y por si eso no fuera suficiente, los vecinos lo acusan por ser un vecino de pesadilla pues toca música a horas inadecuadas de la noche.