Kendall Jenner festejó su cumpleaños de una forma bastante mortal

3212

Con su cumpleaños 23, Kendall Jenner demostró que no se parece nada al resto del clan Kardashian-Jenner. Hemos visto que las fiestas en su familia son eventos estrafalarios, como el reciente cumple de Kylie y el de Kris, quien recibió un Ferrari entre sus regalos. Pero Kenny toma distancia de dicho estilo de vida y prefiere hacer todo low key, justo como este fin de semana en Nueva York.

La modelo comenzó las celebraciones en casa viendo competencias. Kendall subió un story en Instagram donde mostró que sus amigos la acompañaron, mientras veía competencias de equitación, uno de sus hobbies favoritos.

Publicidad

Posteriormente, Jenner rentó una bici como cualquier mortal/turista. Aunque con un abrigo espectacular de Saks Potts, Kendall salió a dar un paseo en Manhattan en dos ruedas y sonreía más que nunca.

Cuando tienes amigas como las Hadid, por más petit comité que sea, será una de las mejores fiestas de tu vida. Así Bella convocó a sus amigos más cercanos en honor a Kendall. Con guacamole y chips incluidos, la celebración estuvo llena de perritos inflables.

Hasta un pastel horneado en casa por Bella, de acuerdo con un story que subió a su perfil.

Instagram

Una vez más, Kendall mostró ser una de las nuestras como fan de las noches de karaoke. Después de la fiesta en casa de Bella Hadid, el crew se dirigió a Sing Sing Karaoke Bar en un partybus. ¿Su outfit? Jeans, sneakers y abrigo.

Instagram Bella Hadid

Kenny y sus amigos, entre ellos Tyler, the Creator, cantaron casi hasta el amanecer, de acuerdo con fuentes en Nueva York. En uno de los stories que subió la modelo con el quote “Amo a mis amigos”, se escucha que la canción que bailaban en el bar era “Gasolina” de Daddy Yankee. ¿Tranqui, no?