- Publicidad -

Los labios rojos son un clásico. Los rosas, ideales para cualquier ocasión. Lo único es que, son tan buenos, que a veces se nos olvida que hay muchísimas más opciones. Tonos que le dan un toque inesperado y cool a nuestro maquillaje. Para que no sientas que te ves rarísima (o como si te hubiera explotado una pintura en la cara) te dejamos tres tips.

 

Publicidad

 

Menos es más

Siempre que vayas a hacer un statement look, mantén el resto del maquillaje lo más minimalista posible. Piensa en qué es lo que quieres que tenga el protagonismo: ojos o boca. Es la forma más fácil de encontrar el balance.

Empieza con un lip stain

Te vas a acostumbrar con mayor facilidad a un color si empiezas con una fórmula menos pigmentada. Si no quieres comprar un lip stain a parte de un lipstick, aplica un bálsamo de labios antes del labial para que te de un efecto muy similar.

Toma en cuenta tu outfit

Piensa en lo que te vas a poner, no tanto para que no ‘choque’ la barra de labios con tu ropa, sino para que resalte más y mejor. Si no tienes ganas de pensarle mucho, los tonos neutros no fallan.