El aceite de coco resultó no ser el milagro que todos esperábamos

234
- Publicidad -

Tal vez no lo sepas, pero a principios de los años 90, el aceite de coco tenía pésima fama. Después, gracias a las dietas bajas en grasa se convirtió en una opción aconsejable para cocinar, aunque siempre ha existido un debate por definir si es realmente saludable.

Lo primero que hay que considerar es que 90% de su composición son grasas saturadas, por el otro lado, contiene triglicéridos de cadena media similares a los de la leche materna, que aumentan el gasto de energía del organismo y se queman rápidamente, hasta ahí, no suena tan mal, pero es donde se abre el debate pues, mientras muchos piensan que la fácil absorción del aceite ayuda a mejorar el metabolismo y, por lo tanto, a perder peso más rápido, los especialistas dicen que los alimentos procesados que contienen triglicéridos de cadena media, se convierten en grasas saturadas, que es lo mismo que grasas trans, ¿entonces?

Publicidad

Mientas nutriólogos en el mundo sugieren usar aceite de coco porque sus propiedades se conservan aún cuando se cocina a fuego alto o se fríe, médicos afirman que su alto contenido de grasas saturadas elevan el colesterol aumentando el riesgo de enfermedades cardiacas, aunque aquí existe otro punto a debatir pues hay quienes aseguran que aumenta el colesterol bueno y, por lo tanto, no representa ningún riesgo para sus consumidores, pero no existen suficientes investigaciones al respecto para saber cuál es la realidad.

Coconut and coconut flour on wood, close up

Otro punto en contra del aceite de coco es que sí tiene calorías, de hecho, una cucharada contiene 117 calorías y 14 gramos de grasa (el aceite de oliva tiene sólo 2.1 gramos) y, por lo tanto, sí engorda, de hecho los expertos no lo recomienda para personas con una vida sedentaria porque lejos de perder peso, pueden ganarlo.

Aunque realmente no se ha llegado a un acuerdo entre especialistas sobre el uso del aceite de coco en la cocina, al parecer, no es tan bueno como nos habían dicho y la sugerencia es consumirlo con moderación y siempre atentos de las reacciones que provoca en cada organismo.

¿Qué opinas, crees que realmente es malo consumir aceite de coco?