Todo lo que no sabías sobre tu protector solar

122
- Publicidad -

#1 Un protector con SPF del 50 es más que suficiente, de hecho protege tu piel en un 98% aproximadamente, por lo que usar un bloqueador del 60 o más, no te servirá demasiado pues la protección extra que te dará en realidad sería mínima; así que si usas uno que tenga entre 30 y 50 de SPF, está más que perfecto.

#2 ¡También tienen fecha de caducidad! Por eso te recomendamos que no utilices tu protector solar por más de un año, ya que normalmente éste es el tiempo de vida que tiene y que realmente podrá ayudarte, pues de lo contrario, los activos no funcionarían igual y realmente no te estaría protegiendo de los rayos ultravioletas.

Publicidad

#3 No importa tu tono de piel. Absolutamente todas las personas deben proteger al órgano más grande de su cuerpo, pues el ser moreno o apiñonado no exenta a absolutamente a nadie de los daños del sol.

#4 El factor de protección solar es un término regulado por la FDA, el cual protege a la piel únicamente de los rayos UVB, por esto es preferible comprar productos de belleza que tengan protector de amplio espectro y que en su empaque te especifique que protege de los dos tipos de rayos, ya que ésta será la única forma de cuidar al máximo tanto la dermis como la epidermis.

#5 Debes aplicar protector por lo menos cada 3 ó 4 horas, pues de nada serviría que lo usaras sólo por las mañanas y te olvidaras de tu piel por el resto del día, así que de ahora en adelante te recomendamos que cada determinado periodo de tiempo vuelvas a aplicar un poco de protector solar, la forma más efectiva es con la Bruma Invisible Ultra Ligera de la línea de ANTHELIOS de La Roche Posay, la cual puedes rociar en la cara aún cuando estés maquillada.